Para ser sincero me ha sido difícil encontrar un titulo apropiado para esta enseñanza, pues abarca varias áreas y temas a la vez, aun así considero que al final todo gira en todo a una sola cosa… El valor de ser Obediente a Dios.

Mateo 7:24-29 (Los dos cimientos)

“Cualquiera, pues, que me oye estas palabras, y las hace, le compararé a un hombre prudente, que edifico su casa sobre la roca.
Descendió lluvia, y vinieron ríos, y soplaron vientos, y golpearon contra aquella casa; y no cayó, porque estaba fundada sobre la roca.
Pero cualquiera que me oye estas palabras y no las hace, le compararé a un hombre insensato, que edifico su casa sobre la arena; y descendió la lluvia, y vinieron los ríos, y soplaron los vientos, y dieron con ímpetu contra aquella casa; y cayó, y fue grande su ruina.
Y cuando terminó Jesús estas palabras, la gente se admiraba de su doctrina; Porque les ensenaba como quien tiene autoridad, y no como los escribas.”

Dios constantemente nos esta hablando, y usa como herramientas a nuestros pastores, adoradores, y en fin un sin numero de lideres y guias espirituales, incluso utiliza a nuestros familiares y amigos mas cercanos para hablarnos, sin embargo de nada sirve que nos hable si nosotros únicamente oímos lo que nos tiene que decir… mas no ESCUCHAMOS. La salvación, y las bendiciones que Dios tiene preparadas para nosotros no llegaran a nuestras vidas solo con oír sus palabras y quedarse de brazos cruzados esperando a que Dios haga todo por nosotros, o tratando de hacer algo parecido a lo que Dios nos pide que hagamos pero de maneras mas fáciles. Los caminos de Dios no son fáciles, sin embargo, si los seguimos tendremos bases firmes como la roca, y no importa que tan fuerte nos ataque el enemigo y que fuerte desean las atribulaciones en la vida afectarnos, no nos van a mover, de ahí la importancia de saber escuchar y aplicar a nuestras vida las enseñanzas y palabras de nuestro Padre Celestial.

Mateo 25:1-13 (Parábola de las diez vírgenes)

“Entonces el reino de los cielos será semejante a diez vírgenes que tomando sus lámparas, salieron a recibir al esposo.
Cinco de ellas eran prudentes y cinco insensatas.
Las insensatas, tomando sus lámparas, no tomaron consigo aceite; mas las prudentes tomaron aceite en sus vasijas, juntamente con sus lámparas.
Y tardándose el esposo, cabecearon todas y se durmieron.
Y a la medianoche se oyó un clamor: ¡Aquí viene el esposo; salid a recibirle!
Entonces todas aquellas vírgenes se levantaron, y arreglaron sus lamparas.
Y las insensatas dijeron a las prudentes: Dadnos de vuestro aceite; porque nuestras lámparas se apagan.
Mas las prudentes respondieron diciendo: Para que no nos falte a nosotras y a vosotras, id más bien a los que venden, y comprad para vosotras mismas.
Pero mientras ellas iban a comprar, vino el esposo; y las que estaban preparadas entraron con él a las bodas; y se cerró la puerta.
Después vinieron también las otras vírgenes, diciendo:
¡Señor, señor, abrenos!
Mas él, respondiendo, dijo: De cierto os digo, que no os conozco.
Velad, pues, porque no sabéis el día ni la hora en que el Hijo del Hombre ha de venir.”

Debemos aprender a escuchar a Dios desde el momento en que nos habla, nosotros no podemos ser salvos o gozar de bendiciones a través de la obediencia de otros. Debemos ser prudentes en nuestros actos, y en nuestras palabras, pues la venida del Señor esta pronta, nadie mas que el sabe el día y la hora, mas no es excusa para esperar al ultimo momento para cambiar nuestras vidas, para ser obedientes .. para arrepentirnos… el tiempo es AHORA.

Santiago 1:19-27 (Hacedores de la palabra)

“Por esto, mis amados hermanos, todo hombre sea para oír, tardo para hablar, tardo para airarse; porque la ira del hombre no obra la justicia de Dios.
Por lo cual, desechando toda inmundicia y abundancia de malicia, recibid con mansedumbre la palabra implantada, la cual puede salvar vuestras almas.
Pero sed hacedores de la palabra, y no tan solamente oidores, engañándoos a vosotros mismos.
Porque si alguno es oidor de la palabra pero no hacedor de ella, este es similar al hombre que considera en un espejo su rostro natural.
Porque él se considera a si mismo, y se va, y luego olvida como era.
Mas el que mira atentamente en la perfecta ley, la de la libertad, y persevera en ella, no siendo oidor olvidadizo, sino hacedor de la obra, este sera bienaventurado en lo que hace.
Si alguno se cree religioso entre vosotros, y no refrena su lengua, sino que engaña su corazón, la religión del tal es vana.
La religión pura y sin macula delante de Dios del Padre es esta: visitar a los huerfanos y a las viudas en sus tribulaciones, y guardarse sin mancha del mundo.”

El oír la palabra de Dios no es suficiente para alcanzar la salvación y las bendiciones que el Padre tiene para nosotros.. debemos escuchar.. y debemos de hacer y actuar en todas las áreas de nuestras vidas de acuerdo a la palabra de Dios. Aquel que solo es oidor no lograra nada, pues aunque quizá engañe a los hombre, Dios escudriña en nuestros corazones, y el sabe la verdad de todas las cosas, nosotros no podemos ocultarle nada a Dios, aun cuando lo deseemos.
Nosotros debemos ser siempre prudentes pues con nuestra lengua podríamos estar condenándonos a nosotros mismos… debemos aprender a pedirle a Dios que querrmos que tome el enojo, la ira, el recentimiento, la amargura, las tristezas que alberga nuestro corazón, y las cambie por su gozo, su alegría, su amor.

Hermanos mios, seamos siempre obedientes a la palabra de Dios, y confiemos en el, Dios nos ha dejado en la biblia escrito lo que nosotros debemos hacer para ser salvos, para poder llevar una vida recta y agradable ante los ojos de Dios.
como humanos que somos algunas veces nos equivocamos, y esta “bien” no somos perfectos, pero no nos equivoquemos en no hacer la palabra de Dios cuando la conocemos, tengamos cuidado en nuestras palabras, en nuestras acciones, tegamos un corazon manso y humilde para aceptar que nos equivocamos y arrepentirnos, para que cuando venga nuestro Dios, no nos vayamos a quedar fuera del reino.
Nada me gustaria mas que escuchar comentarios de todos aquellos que han leido esta enseñanza y tienen dudas, comentarios, sugerencias, correciones. Por favor sientase libre de escribirme a miguel.libre@gmail.com

About these ads